Archivo de la etiqueta: universidad

Friendzone: El Purgarotorio del Buen Bellaco

Friendzone, wau, ¿Quién no a caído en el friendzone? Hola amigos, les habla su amigo inexistente. Aquel que se toma vacaciones  de la internet muy en serio, el Merdócrata. Aquí en el día de hoy quiero hacer este post porque me lo pidieron a gritos cientos y cientos de personas (en realidad un solo mamabicho me lo sugirió) referente a lo que es el Friendzone. Creo que es bueno poder discutir este  problema porque esto es algo que afecta a muchos hombres del país y de mundo entero. Si, del mundo entero porque el Friendzone no se limita al boricua ni mucho menos, al contrario, responde a la humanidad misma. Es un problema serio el cual puede causar al hombre promedio cierta inseguridad y en el peor de los casos puede volverlos todos unos renegados de la vida, convirtiéndolos en psicópatas en serie y gente “toasty” como Avelino Muñoz Stevenson.

Como bien dije el Friendzone responde  a la humanidad misma y desde los tiempos en que Moises mató a Goliath en el Jardín del Edén existe. Si podemos buscar la etimología, o sea, mamabicho inculto, el origen de la palabra “Friendzone” sacamos que el mismo es originario de Friend que significa amigo y Zone que significa zona el cual significa Zona de Amigos, La puta zona que no quieres llegar con una mujer cuando tu propósito es comer culo (de mujer). El Friendzone existe desde la antigüedad. Los cavernícolas en tiempos de la glaciación, para cruzar el estrecho de Bering caminaban largas horas bajo una ventisca bien hijo de puta, escasos de comida, desnutridos, temerosos y con ganas de echar un buen polvo.  Cuando conocían humanas hembras, los cavernícolas buscaban la forma de llamar la atención de ellas. Cazaban mamuts con sus propias manos, pescaban en temperaturas bajo cero peces con sus propias bocas, hacían prendas con guantes para el frío a base del escroto de sus compañeros caídos, lo que sea por tal de que esa jeva viera que el cabrón hombre de las cavernas valía la pena. Continuamente este hombre era aceptado por la cabrona por el mero hecho de que tenía  alguien que la pudiera mantener como un mamao por el resto de sus días tanto a ella como a su bebe aún sin nacer que yace en su vientre. En el caso opuesto el cavernícola se sentiría rechazado y deprimido, respuesta a esperarse sin contar la próxima matanza de la mujer rompiéndole el cráneo a la hija de mil putas con una roca y con una hacha de piedra extirpar del vientre de la cabrona a su vástago hijo el cual tendrá la función de ser la fuente de proteínas y minerales en la cena de ese encabronado macho cabrío.

Yo no miento. Las evidencias están allí. El Friendzone lleva a la tristeza, a la ira y hasta a la muerte si cucan mucho. Cuando yo era chamaquito allá en el siglo 20 me recuerdo que conocía a una muchacha el cual llamaré, para no chotear su nombre en todo el ciberespacio, María, ojo que no la estoy choteando. María era esta muchacha dulce, feliz y jovial. Una cosita bella. Tenía una carita muy bonita y parecía toda una muñequita de porcelana. Cuerpo esbelto, unas tetitas pequeñas pero redonditas y un nalgaje que encajaba para su cuerpo. María y yo nos conocimos primero por internet por medio de Latinchat que era en ese tiempo la primera fuente de bellaqueo seguro para los enfermos sexuales como yo.

Poco a poco me gané su amistad. Al pasar del tiempo tuvimos largas conversaciones telefónicas en donde yo servía de paño de lágrimas referente a sus problemas con un cabrón cleptómano que tenía como pareja. Ellos tenían una relación boomerang en donde ellos cogían, se dejaban y regresaban, toda la misma mierda pasaba siempre. Ella se pasaba contándome como es que ese tipo era un cabrón y no la valorizaba. No obstante no podía pasar noche y día sin pensar en ese cabrón. Yo la aconsejaba. Le decía que eso estaba mal. Que ella era una mujer bonita y de unos sentimientos sumamente hermosos lo que hacía extremadamente estúpido seguir con ese welebicho.

La tipa entonces pareció que calló en tiempo, o por lo menos eso pensé yo. Le empecé a mandarle mensajes de texto diciéndole que era una amiguita especial. Que la quería mucho y que no perdiera esperanzas porque encontraría un hombre que valdría la pena. Un hombre que la tratara con cariño y delicadeza. Era más que obvio que ese hombre era yo. Me pajeaba con furia pensando en ella todas las noches pero ella no lo sabía ni tenía que enterarse. Yo le demostraba mucho afecto y yo no soy un tipo tan malo. Tengo la cara hecha mierda (literalmente) pero tengo un corazón de oro. En San Valentín le compré una camiseta de manguitos roja qu eme salió como en $40 billetes porque era de una mara de esas que son hasta difícil de pronunciar, un vaso de cristal con sus iniciales talladas a mano y una postal bien hermosa. Yo me boté bien cabrón. ¿Saben lo que hizo la hija de la gran puta? Que gracias que era un amigo tremendo y que hoy era un día tan especial que saldría con este muchacho del Residencial Villa España que conoció en la página de SEXY O NO. Me desesperé. Busqué info sobre ese mamabicho. Fotos de ese cabrón sacando pacas de dinero de $20. Mirada de maleantón. Camisa rosita fosforescente (la moda de la época) y con un flow bien mamabicho jactándose que por ser de residencial era bien calle con esas mierdas de foto que subía editadas con un poco de Photoshop arcaico que de seguro había bajado pirateado y no comprado con el billete que tanto se jactaba que tenía.

Me dió una rabia bien hijo de puta pero me tenía que aguantar. Era mi amiga, mi mejor amiga la que estaba enchulado. Pero hice de tripas corazones y escuchaba tanta mierda de ella referente a su amiguito nuevo que se convirtió en su nuevo amor. Hacer buche y escuchar a la mujer de tus masturbadas hablar de otro cabrón no es cosa fácil pero tuve que soportarlo por casi un me hasta que una llamada en una madrugada me devolvió las esperanzas. Era María desconsolada. ¿Qué le sucedería a mi no enterada enamorada?, me cuestionaba yo. Ella a moco tendido me comentaba cómo es que ella yendo a la Disco se encontró a su pareja con una muchacha sentada en su falda, y besándole el cuello y diciéndole fresquerías que cualquier muchacho bellaco entendería. Ella se fue llorando. Llegó a su casa y me llamó. No sabrían toda la mierda que me hablo de ese cabrón. Toda la mierda que yo había dicho en mi mente ella me lo decía para atrás. ¡Aleluya! Decía yo. Esta cabrona entró en razón. Traté de consolarla. Era un fin de semana que ella necesitaría mucho reposo y support. Yo se lo quería dar.

Un domingo, entonces, ella me llama y me dice que gracias por lo que había hecho por ella. Me llenó de flores, algo que no me esperaba tan directamente de ella pero algo que naturalmente me merecía por lo tanto que me jodí por ganarme su afecto. Me dijo que era un chico especial, que la trataba con cariño y que realmente era un buen partido. ¡La tenía bajo mis pies! Ella me comenta que una persona tan hermosa de sentimientos como yo era una persona que realmente valía la pena. That’s it! La tengo me dije yo, Es por eso que ella me desea lo mejor en este mundo y que tarde o temprano iba  a conseguir el amor de mi vida. WHAAAATTT!!!!!1! HIJA DE PUTA QUE ME DICES!? Me dije en mi mente claro. Ella me comenta que soy un ser excepcional y que me merezco darme la oportunidad con alguien que valiera la pena. Ella pensaba lo mismo de ella misma y que es por eso que se tomó la molestia de darle  la oportunidad de nuevo a su EX-NOVIO, el pelabicho roba aguacates e gasolinera. El cabrón ese que le jodió la mente por años.

Yo no sabía que hacer. Estaba prendido en candela. Esto estaba cabrón. Sentí como mi corazón se hacía añicos dentro de mi pecho. Era uno de los sentimientos más horribles que me habían pasado a mí. Colgué. No lo pude soportar. Esa conversación telefónica era veneno auditivo para mí. Me fui al baño secándome las lágrimas, me baje los pantalones, comencé a cagar y a masturbarme con furia  a la misma vez. Mi mente no estaba en este plano. Yo quería desahogarme. Me pajeaba pensando en el mal que quería hacer. Quería venganza. Quería  sangre.

Al día siguiente prendí el auto. Hice mi función de stalker tal y como hice con Baby Rasta y fui a la universidad donde estudiaba. Ella estudiaba en la Caribbean Horse College o algo así. No ando seguro ando bloqueado. Eso si que me recuerdo que estaba en la facultad de arquitectura por ende sé que era una matrícula bien pequeña por ende era fácil divisarla. Saqué mi mochila y fui a los baños de la facultad. Llegué, me encerré con seguro dentro de unos cubículos y me bajé los calzones. Me puse a cagar para no levantar sospechas y me puse una camisa en la cabeza de mierda mía de la forma que en se los pone la gente de residencial cuando la policía se mete en los caseríos; pues de esa manera. Era como las 9:00 PM y la Universidad a esa hora andaba como sola. Ella estaba sola. Perfecto. Ella caminaba hacia el estacionamiento. Pude ver por primera vez el cuerpo de esta cabrona. Se me par’el bicho. Pensé era era bella pero era más que bella. Era despampanante. Caminaba más y más hacia el estacionamiento y yo escondido entre los automóviles contemplaba a ella. Quería recordar los bellos momentos que pasé con ella en mi mente, en mi cama haciéndome la puñeta a nombre de una mujer que me negó su corazón. Negó. Negar. Negación. Mi mente se volvió clara. Esta cabrona me las va a pagar. Me ajuste mi improvisada máscara. Ella tomó sus llaves. Comienza a abrir la puerta de su auto. Me acerco con furia y estrello su cabeza contra el cristal de la puerta. cientos de pedazitos de vidrio vuelan; algunos se incrustan en su cara. Esos vidrios que funden en su rostro son los mismos que reparan el corazón partido de este hombre sufrido. Ella cae al suelo, desfigurada, producto de mi autoría. Descubro mi identidad. Quiero ver a los ojos por última vez a la puta que causó mi sufrimiento. El hedor a mierda que caracteriza mi rostro la hace delirar o quizás algo peor: entrar en razón. “¿Me… Merdócrata?”, fueron las palabras que salieron de sus labios. Me paniquié. Me levanté , le patié en la cara y me fui de allí robando su auto y prendiéndole candela, horas después, bajo una noche estrellada en un lugar olvidado de Dios en Peñuelas. Caminé, si, caminé todo sucio, apestando a gasolina, mierda y sangre por kilómetros que parecían eternos, reflexionando sobre mis acciones.

Un chofer de un truck de Suiza Dairy se detiene y me grita “Mamabicho, hacia donde te diriges”, el cual le contesto “Donde haya Latinchat, mi buen amigo, donde haya Latinchat.”

Treintonas: Las “undead” que adoramos

Saludos a ustedes, basuras de la red. Les habla una vez más el híbrido de hombre y mierda que le pone significado a sus miserables vidas, obviamente, su pana, Merdócrata. Durante esta madrugada fría como mojón de foca me daré a la tarea de llevarle a ustedes un tema de esos importantes para la superación y exaltación de la mente humana. Hoy, caballeros, damas que me leen el tema a tratar será la cruda realidad que vivimos hombres de pelo en pecho. El establecer relaciones con mujeres treintonas.

Me cago en tu madre, las mujeres cumplen años. El deseo reprimido que deseamos todos nosotros el cual consta de darle pinga a esa puta de cuarto año que tantas puñetas nos hicimos llega a su fin. Tu sabes, la highschool es para losers y la verdadera joda es en las etapas  universitarias en donde te encuentras con este paraíso de mujerones veintonas que ya tienen ese crico que les bota fuego y andan locas y relocas con eso de querer chingar y meter mano. Yo era universitario. Estudie en la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras aunque no lo crean. Era un loser pero me importaba un bicho. Era universitario. Todo lo que quería hacer en la vida era ligar mujeres y recrear por mi cuenta lo más cercano a las películas de Revenge of The Nerds en donde las mentes más inteligentes se dedicaban a no otra cosa que ligar culos (de mujer) y masturbarse con furia pensando en mujeres inaccesibles para ellos. Ya tu sabes, una bellaquera constante. Pero las cosas no son como yo esperaba.

Mi paraíso femenino no se volvió ninguna otra cosa que expectativas frustradas. Si, era cierto que el 90% de las putas (les digo “putas”  a estas cueros, con cariño) estaban mas duras que el puño de un loco, las muy pendejas no compartían conmigo las ganas de intercambiar fluidos, chichar, tu sabes, nada de eso. Las muy pendejas lo que estaban esperando era un buen profesor que prometa darles un trabajo de buen promedio para ellas darle su crica de buen promedio. Yo no soy profesor y mi pinga no es promedio so que me jodí.

Pero todo esto cambió luego de años de auto-entrenamiento para desarrollar las artes de la Coproescritura (patentizado por este servidor) en donde me enfoqué en las habilidades de hablar y escribir mierda en las redes sociales y baños de gasolineras que fue que descubrí el tesoro de lo que es la mujer treintona. La mujer treintona es una mujer bastante particular. Es una mujer de por si más decidida y con los pies firmes en la tierra. Yo conozco muchas, he chichado con decenas de ellas y hasta compartido sentimentalmente y les puedo decir que es la mujer perfecta para los que quieren tirarse la soga al cuello y desean afincarse. La mujer treintona ya es exerimentada. Ojo, mujer experimentada no significa que le quepa un poste por la crica. No, no es eso. Lo que me refiero es que es una mujer que ya ha lidiado con múltiples líos amarosos ya. Que si el muy cabrón del ex la celaba, que si gorduras, que si les han pegado cuernos o, como me dijo una loca una muerta en vida una vez, que no bajaba la bacineta luego de mear su chico. ¡Qué cojones!

Si, son mujeres que los años les ha dado malicia y las ha hecho inmune a muchas cabronerías que hombres de ventitantos les gastaría a una veintona y tendrían un “success”. Digo, no es que sean inmune a todo porque seamos honestos, hay unos merdócratas de la vida que saben dónde dar el tiro. Son mambichois que me leen a seguido y que están con las escuelas amolás. Pero el hombre promedio no tienen chance casi nunca de cogerlas de pendeja. Ellas saben. Son jovenes pero son listas… ¡Algo que rara vez encontrarás en una mujer!

Eso si, quedas advertido de una cosa. las mujeres treintonas son mujeres que a duras penas puedes conseguir sin hijos, sin un divorcio en las costillas, vírgenes y con tiempo libre. Es algo así como una penitencia que Dios le dio a estas cabronas por ser sabias a tan joven edad en cambio a los hombres que en sus trintas puedes verlos con o sin hijos y jodiendo o tranquilos por ahí. El hombre de por sí es un abandonado social no importa las edades que tengan. las mujeres treintona en su mayoría ya se cansaron de la joda constante y se recogen muchísimo más rápido que nosotros.

Es como comparar a Katie Holmes con Manny Colón. El hombre siempre salvaje, el león de la selva que más chicha, la mujer más atenta a su día a día, más meticulosa y pendiente.

Es el mundo que nos ha tocado vivir, el mundo absurdo en donde nosotros los hombres si queremos tener un poco de calma en la cama y en la mente tenemos que abrirnos pasos a estas Madre Teresas de Calcuta. Darnos la oportunidad con esa psychobilly llena de tatuajes, piercings,  madre, hermosa, amorosa, recordando por siempre sus jangueos de juventud pero ajustada a su realidad… es la mujer para uno dejar de ser macho y ser hombre.

Para esas zombies treintonas que aún gustan de amar (inclusive al más mierda de los hombres)

Fuerza Bruta Vikinga: El bicho con cuernos

Hace unos años atrás yo era prepa de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras. Estaba nervioso y a su vez generoso de que en el año 2001 sería parte de la principal universidad del país. Pasó lo que tenía que pasar. Me pusieron a bailar la pelúa con un guineo en la mano, me escribieron la P de Pato Prepa e intentaron (sin éxito) mojarme desde el tercer piso de Estudios Generales. Cosa cabrona, peri que me importó un bicho pues yo entré bastante open mind sobre esas tonterías de iniciación. Me dirigí por primera vez al salón de Español del Profesor…. digamos …. G (por lo gaysivo que era). Entré al salón de clase, el profesor no estaba aún pero procedimos a tomar asiento. Cuando me iba a sentar, alguien me hala de la mano y me dice “No te sientes ahí cabrón.” Mire hacia el pupitre,  donde uno pone el culo para sentarse había nada más ni nada menos que un enorme bicho con cuernos. Allí estaba amenazante y retante. Nadie quería exponer el culo ante semejante cosa y darlo por perdío. Le cogimos respeto a la silla.

¿Pero cuál es el origen del Bicho con Cuernos a.k.a  Fuerza Bruta Vikinga? Es muy difícil buscar los origenes del mismo. No obstante como soy un sujeto que no estoy para solamente hablar mierda sino que baqueo la mierda que hablo me di a la tarea de buscar información entre los colegas que conozco sobre este caso.

Mi compañero El Escarabajo, que estudiamos en la Universidad el mismo año y nos fuimos en el mismo (cosa cabrona) y fue testigo de La Fuerza Bruta Vikinga y su expansión erecta por todo el Recinto de Río Piedras y afirma lo siguiente: “Eso es clásico de finales del siglo XX y comienzos de la primera decada del siglo XXI dentro de la UPR de Río Piedras. Fuerza Bruta Vikinga es un mensaje anónimo que aunque es sugetiva, pues no posée una definición propia dada por el autor, uno le busca un significado a su manera. Yo creo que es un llamado al valor.” dice El Escarabajo el cual agrega, “estudiando en una universidad en donde hay tanto sal pa’ fuera y conflicto entre la administración de mierda y los estudiantes no dudo que Fuerza Bruta Vikinga es un llamado a la lucha y la perseverancia”.

No obstante, dentro de mi investigación, me topé con uno de los que postean dentro de este pecaminoso blog, llamado Maní Tostau el cual me dió un testimonio que me sorprende grandemente el cual expresa la expansión de La Fuerza Bruta Vikinga a otros centros educativos. “Yo estaba frustrado estudiando algo que de verdad pues ni fu ni fa so que me digne de cambiarme de la universidad que estaba yo, que es la (*****) y me fui a estudiar a la Politécnica. Vagueando por ahí me encontré con esto…” Maní Tostau me aneja copia de la foto. “En mi juventud vi muchos de estos en la UPR y ahora la tradición pasó para la Poli.”

Fuerza Bruta Vikinga tomada en La Politécnica

Es sorprendente ver como es que este fenómeno se extiende tal como si fuera un virus. Ya no es algo exclusivo de un lugar en particular sino que trasciende fronteras. ¿Por qué? No tengo idea pero no por eso me quedé pendejo y divagando sobre los motivos de este autor de poner su arte blasfemo por ciertos lugares en el país de índole universitario so que me reuní con El Escarabajo, Maní Tostau y con una persona adicional el cual me mandó información extra sobre la Fuerza Bruta Vikinga. Es hora de ir al meollo del asunto y hay que sacar más información, ese era el deber como bloguero que tengo hacia ustedes y no hiba a fallarle a los mierdas que siguen este blog… jamás. Aquí una versión resumida de lo que se dió en la reunión con las personas involucradas:

(Maní Tostau muestra evidencia fotográfica de Fuerza Bruta Vikinga en la reunión)

Merdócrata (quitándome el monóculo): “My God! ¡Las leyendas eran ciertas! Fuerza Bruta Vikinga aún existe.” Entonces Maní Tostau me dice “En mi juventud vi muchos de estos en la UPR y ahora la tradición pasó para la Poli… no pensé verlo otra vez, como le dije a usted pero caminando me di de cuenta que ví este pequeño pero amenazante ejemplar ahí. Le tomé la foto y te la traigo aquí”, yo no era el único sorprendido,

El Escarabajo con los ojos aguados le responde

“Fuerza Bruta Vikinga!!!!!!! Eso es clasico de finales del siglo XX y comienzos de la primera decada del siglo XXI. Mani………gracias por inmortalizar esa obra de expresión”

Entonces comenzamos a inferir cosas. Estábamos pensando si se trataba de un copycat que quería acreditarse la obra o si simplemente el autor no dio pie con bola en la UPR de Río Piedras y ha estado flotando de universidad en universidad, la UPR de Bayamón y la Poli. Pero un comentario de una persona que aún no había opinado formalmente sobre el tema nos dice:

Chica Misteriosa: “Cuando hacian esas obras de arte en la Papa juan…la firmaban…El vengador!! Lol… q mal!!!!”, cabe recalcar que esta persona se graduó de esa escuela hace un cojonal de tiempo en los noventas. Pero esto no queda ahí pues El Escarabajo, que se graduó de esa misma escuela pero para el año 2001 le responde a la Chica Misteriosa “yo estudie en la papa juan………..y como hubo un artista que su seudonimo era pinga dulce.

¿El Vengador? ¿Pinga Dulce? Serán acaso la misma persona? Cabe recalcar que esa escuela contiene intermedia y superior so que puede ser que haya una conección que este autor de esa obra de arte urbana simplemente haya comenzado sus logros en las artes plásticas desde muy chamaquito. Cosa cabrona. ¿Que mente tan perturbada llega a exponer bichos con cuernos por los centros universitarios del país?

Me siento identificado. Me siento identificado porque busco significado a su arte y yo veo tristeza, melancolía a la misma vez que furia y virilidad. Veo a  un cabrón que está encojonao con el mundo y está loco por sodomizar hardcorosa-mente los sesos del pueblo borincano. Porque hay muchos mierdas que defienden la cultura, el arte, la expresión, la filosofía, pero todo a su conveniencia.

Fuerza Bruta Vikinga para muchos PhD, profesores con su rango de Doctorado  que entienden que por tener un diploma ya son maestros y expertos a la hora de exponer información o de llevar ideas pero que se limitan a las suyas solamente y no aplican la libre expresión a la hora de llevar un curso universitario.

Fuerza Bruta Vikinga para mandarle un bicho con cuernos a aquellos en el gobierno que abusan del poder. Estos que se sienten prepotentes y que creen que por ser senadores  o representantes tienen el poder de tratarte como mierda o sea como lo que soy solo porque pueden hacerlo.

Fuerza Bruta Vikinga para los violadores de mujeres y en especial a los que se propasan con los niños. Que les partan el orto y les esbaraten las entrañas y caguen frapé de mierda por el resto de sus días.

Fuerza Bruta Vikinga a los criminales que exponen la vida de inocenten a la hora de matarse uno a los ortos. A ustedes que los pongan en un paredón y que les disparen con mini-pingas con cuernos que les cuernéen lo poco de alma que les queda.

Al Pueblo de Puerto Rico… BICHO CON CUERNOS